Skip directly to content

Dislipidemia

¿Qué es el colesterol?

El colesterol es una sustancia con una consistencia cerosa que proviene de dos fuentes: Nuestro cuerpo, especialmente nuestro hígado, que crea todo el colesterol que necesitamos y que circula en nuestra sangre y Nuestra alimentación, presente en fuentes animales como carne, aves de corral y productos lácteos altos en grasa, etc. El colesterol en sí, no es malo, incluso ayuda a crear la membrana de nuestras células y ayuda a nuestro cuerpo a producir Vitamina D y ciertas hormonas.

El exceso de colesterol puede formar placas entre las capas de las paredes de nuestras arterias, haciendo mucho más difícil la circulación de sangre en nuestros vasos. Estas placas pueden romperse y causar coágulos de sangre que se generan por la respuesta natural de nuestro cuerpo de conservación. Sin embargo, si estos coágulos bloquean una arteria que alimenta nuestro corazón o nuestro cerebro, podría causar daños conocidos como Infarto Cardiaco o un Accidente Cerebrovascular (ACV).

HDL, LDL, Triglicéridos… ¿cuál es la diferencia?

El colesterol no se puede disolver en la sangre, por lo que debe ser transportado por las llamadas lipoproteínas (denominadas así porque están hechas a base de grasa y proteínas). Estas lipoproteínas transportan el colesterol desde y hacia las células, siendo las más relevantes las lipoproteínas de alta densidad (HDL) y las de baja densidad (LDL).

Colesterol LDL o Colesterol Malo, es considerado así porque contribuye a la formación de la placa, la cual es un  depósito duro y grueso que puede obstruir las arterias y hacerlas menos flexibles.

Colesterol HDL o Colesterol Bueno, ayuda a remover el depósito de grasa de las paredes de arterias, expertos denominan al HDL  como el barrendero, ya que lleva al LDL fuera de las arterias y lo regresa al hígado donde este es procesado y eliminado del cuerpo. Casi la tercera a la cuarta parte del colesterol es transportado por el HDL; niveles saludables de Colesterol HDL puede también proteger contra los infartos cardiacos y ataques cerebrovasculares, mientras que se ha visto que niveles bajos de HDL puede incrementar el riesgo

 Los Triglicéridos son otro tipo de grasa, que es usado para almacenar energía excedente de nuestra dieta. Altos niveles de Triglicéridos en sangre están asociados con aterosclerosis y están causados por el sobrepeso y obesidad, inactividad física, consumo de tabaco, exceso del consumo de alcohol y una dieta muy alta en carbohidratos (si estos son más del 60% del porcentaje total de calorías). Personas con altos triglicéridos usualmente poseen un nivel alto de colesterol total, incluido un alto nivel de Colesterol LDL y un bajo nivel de Colesterol HDL

¿Cuáles son los síntomas?

Muchas personas no saben que tienen niveles altamente dañinos de colesterol. Esto es debido a que usualmente no hay signos ni síntomas asociados con un temprano desarrollo de placas en las arterias. Usualmente los síntomas comienzan cuando el bloqueo se extiende por más de un 70%. Por ejemplo, la persona puede sentir un dolor en el pecho, dolor en los brazos, mandíbula, nauseas, traspiración, o dificultad para respirar. Por esto, es que se recomienda un control periódico del colesterol. El médico considerará el nivel de colesterol, sumado a otros factores para evaluar si la persona tiene riesgo de Infarto al Miocardio o Accidente Cerebrovascular.

 ¿Qué es lo que nos pone en riesgo?

Niveles altos de Colesterol y de LDL incrementan el riesgo al relacionarse con los siguientes factores:

  • Pobre estilos de vida: ingesta de comida rica en grasas y carbohidratos, no ejercitarse regularmente, tener sobrepeso/obesidad o tabaquismo.
  • Bajos niveles de HDL.
  • Envejecimiento.
  • Hipertensión Arterial
  • Historia familiar de enfermedad cardiaca a edad temprana
  • Diabetes
  • Raza Afro-Americana

¿Con qué frecuencia debería haber revisado mi colesterol?

Si usted tiene 20 años o más y no ha sido diagnosticado con la enfermedad cardiovascular, se recomienda evaluar  sus niveles de colesterol cada cuatro a seis años como parte de una evaluación del riesgo cardiovascular. Puede que deba evaluar el colesterol y otros factores de riesgo más a menudo si su riesgo es elevado.

Su médico hablará con usted acerca de lo que significan los resultados y las opciones de tratamiento adecuadas en función de su riesgo cardiovascular y la salud en general.

Tratamientos para mejorar los niveles de colesterol

Su plan de tratamiento deberá estar basado en las evaluaciones que realice su médico tratante sobre cuál es el riesgo global de sufrir un evento cardiovascular (Infarto o accidente cerebrovascular). Etas recomendaciones dependerán de sus niveles de colesterol, otras condiciones existentes, tratamientos previos (si es que aplican) y elecciones personales.

Tratando de disminuir los niveles de Colesterol LDL es importante tener un cambio en los estilos de vida, por uno más saludable. Aquí por ejemplo tenemos cuatro elementos que pueden hacer la diferencia:

  • Alimentarse con dieta que mantenga sano al corazón (Dieta Mediterránea o Dieta Dash).
  • Ejercitarse regularmente
  • Mantenerse en un peso saludable y perder los kilos demás.
  • No fumar y evitar ser un fumador secundario.

Algunas personas con Colesterol LDL elevado podrían requerir medicación.

Realizando cambios en el estilo de vida 

La adopción de una dieta saludable para el corazón y hacer ejercicio regular son los pasos más importantes que pueden tomar para prevenir problemas de colesterol o de control y las enfermedades del corazón. Estos son algunos consejos generales:

  • Realizar actividad física: Tratar de obtener un mínimo de 30 minutos de actividad (intensidad moderada) por lo menos cinco veces a la semana. Las actividades pueden incluir caminar a paso ligero, correr, andar en bicicleta, nadar, incluso jardinería o tareas domésticas pesadas. Si usted no tiene un bloque de 30 minutos de tiempo libre, podría considerar 10 minutos de actividad tres veces durante el día. Considere el uso de un dispositivo que lleva la cuenta del número de pasos que da cada día para que usted sabe que su punto de partida.
  • Tómese el tiempo para leer y entender las etiquetas de los alimentos, y prestar especial atención a la cantidad de grasas saturadas, grasas trans y carbohidratos.
  • Trate de evitar los productos lácteos ricos en grasa y alimentos procesados ​​con aceites parcial o totalmente hidrogenados.
  • Sustituya de la mantequilla o margarina por el consumo de grasas saludables como el aceite de oliva, paltas y un puñado de almendras. Frutos secos, pescado, ciertos aceites (de oliva, canola y maní) aceites y otros alimentos ricos en ácidos grasos omega-3 son buenas opciones.
  • Considere mantener un diario de alimentos para que pueda ver lo que está comiendo y lo que los hábitos alimenticios puede que tenga que cambiar.
  • Evalúe la opción de ver a un dietista o nutricionista que le puede ayudar a plan de alimentación y proporcionar estrategias dietéticas para la reducción de LDL o triglicéridos, o para aumentar su nivel de HDL.
  • Al igual que con cualquier objetivo, empezar poco a poco. Asegúrese de que está instalando para el éxito.
  • Limitar el consumo de alcohol. El exceso de alcohol puede elevar los niveles de LDL y triglicéridos.

Conozca más acerca del consumo de grasas

Grasas Saturadas

La mayoría de las grasas saturadas proviene de productos de origen animal como la carne de vaca, cordero, aves de corral, piel de cerdo, mantequilla, crema, queso y otros productos lácteos o hechos con un 2 por ciento de leche. Todos estos alimentos también contienen colesterol de la dieta. Los alimentos provenientes de plantas que contienen grasas saturadas incluyen coco, aceite de coco, aceite de palma y aceite de palmiste (a menudo llamados aceites tropicales) y manteca de cacao . Para las personas que necesitan reducir sus niveles de colesterol, la Asociación Americana del Corazón recomienda reducir la grasa saturada a no más de 5 a 6 por ciento del total de calorías diarias.

Grasas Insaturadas

Las grasas poliinsaturadas y monoinsaturadas son las dos grasas no saturadas. Se encuentran principalmente en pescados como el salmón, la trucha, paltas, aceitunas, nueces y aceites vegetales líquidos tales como soya, maíz, canola, oliva y de girasol. Tanto grasas poliinsaturadas y monoinsaturadas pueden ayudar a mejorar su nivel de colesterol en la sangre cuando se utilizan en lugar de las grasas saturadas y trans.

Grasas Trans

Las grasas trans (o ácidos grasos trans) se crean en un proceso industrial que agrega hidrógeno a los aceites vegetales líquidos para hacerlos más sólidos. Otro nombre para las grasas trans es el de "aceites parcialmente hidrogenados". Las grasas trans se encuentran en muchas frituras y productos horneados tales como pasteles, masa de pizza, la corteza de pastel, galletas dulces y saladas. Se puede determinar la cantidad de grasas trans en un alimento envasado observando la información nutricional adjunta. Las empresas tienen que enumerar una cantidad apreciable de grasas trans (0,5 gramos o más por porción) en una línea separada en la sección "Grasas totales" del panel, directamente debajo de la línea de "grasa saturada". Esto significa que si un estado de los paquetes de alimentos 0 gramos de grasas trans, puede ser que todavía tienen algunas grasas trans si la cantidad por porción es inferior a 0,5 g. Asegúrese de revisar la lista de ingredientes para el "aceite parcialmente hidrogenado”.

¿Cómo son perjudiciales grasas trans?

Las grasas trans elevan los niveles de Colesterol LDL y reduce sus niveles de Colesterol HDL. Estos cambios están asociados con un mayor riesgo de enfermedades del corazón. Desde 2006, la FDA ha solicitado que la información del contenido de grasas trans de los alimentos envasados sea visible. En los últimos años, muchas de las principales cadenas de comida rápida y cadenas de restaurantes han anunciado que dejarán de utilizar las grasas trans para freír alimentos o fritura.

A finales de 2013, la FDA anunció que está considerando una política que podría eliminar las grasas trans de los alimentos procesados ​​.

¿Es mejor que la mantequilla margarina?

Estudios recientes sobre los efectos de Colesterol LDL elevado, ha impactado sobre la preocupación pública en cuanto al uso de la margarina y si otras opciones, como la mantequilla, podrían ser una mejor elección.

La mantequilla tiene una alta cantidad de grasas saturadas y un poco de grasa trans, mientras que muchas margarinas duras contienen una alta cantidad de grasas trans además de la grasa saturada. Ambos productos puede aumentar el colesterol en la sangre y contribuir a la aterosclerosis.

La mejor opción para su salud es una margarina líquida o una margarina suave en una tina. Estos están hechos con menos grasa parcialmente hidrogenada que la margarina dura. Busque las margarinas que están libres de grasas trans.

La regulación de la ingesta de grasas saturadas y trans

La Asociación Americana del Corazón recomienda que los adultos que desean reducir el nivel de colesterol LDL,  deben reducir el consumo de grasas trans y limitar el consumo de grasas saturadas a entre 5 y 6% de las calorías totales. Aquí hay algunas maneras de lograr lo siguiente:

  • Comer un patrón de dieta que haga hincapié en las frutas, verduras, granos enteros, productos lácteos bajos en grasa, aves, pescado y nueces. También limitar la carne roja y los alimentos y las bebidas azucaradas.
  • Use de aceites de origen natural, vegetales no hidrogenados, tales como canola, girasol o aceite de oliva con más frecuencia.
  • Busque los alimentos procesados ​​hechos con aceite no hidrogenado en lugar de aceites vegetales parcialmente hidrogenados o hidrogenados o grasas saturadas.
  • Use margarina suave como un sustituto de la mantequilla, y elija margarinas blandas (líquidas) en vez de las formas más duras y pegajosas. Busque "0 g de grasas trans" en la etiqueta de información nutricional.
  • Galletas, galletas, buñuelos, bollos, tartas y pasteles son ejemplos de alimentos que son altos en grasas trans. No los coma con frecuencia.
  • Limite los alimentos fritos comercialmente y productos horneados hechos con manteca o aceites vegetales parcialmente hidrogenados. No sólo son estos alimentos muy altos en grasa,  sino que probablemente seas grasas trans.
  • Límite el consumo de comida rápida.

Referencias

  1. American Heart Association. Patient Information about Cholesterol. Disponible en: https://www.heart.org/HEARTORG/Conditions/Cholesterol/Cholesterol_UCM_001089_SubHomePage.jsp Revisado en Julio 2016.
  2. CardioSmart – American College of Cardiology. High Cholesterol. Disponible en: https://www.cardiosmart.org/Healthwise/hw11/5432/hw115432  Revisado en Junio 2012.